Category Archives: Viaje al Lejano Oriente

VSR – VI. La Ruta Ho Chi Minh

Cuando a finales de la decada de los 50 estalla la Primera Guerra de Indochina entre los revolucionarios del norte de Vietnam (con el apoyo de la URSS y China) y las fuerzas del ocupacion francesas en su campana Indochina (con el apoyo de EEUU) los generales del Viet Minh ordenaron recuperar una antigua via de mercancias entonces totalmente submergida en la frondosa jungla que permeaba la linia fronteriza entre Laos y Vietnam. Dicha ruta fue crucial para el desarrollo de la guerra en la que el presidente de la region norte, Ho Chi Minh, fue realzado como lider comunista.

10955438_1112380878807055_1630691042_n

The Milestones at the HCM Road

La ruta fue de nuevo utilizada en el conflicto de de Vietnam y EEUU que estallo escasamente un ano tras el final de la guerra contra los franceses, y termino tras 20 sangrientos anos con una victoria sobre los americanos y con la totalidad del pais bajo el control de los comunistas y una ristra de muertos que oscila entre 1.5-3.5 millones.

Durante anos el gobierno mantuvo la ruta en secreto, y en honor a la ruta original, se abrio una nueva carretera siguiendo la linea de la frontera con Laos, en el norte, y Camboya, en el sur. La Duong (Autopista de) Ho Chi Minh. La carretera conecta Hanoi y Saigon y, por su situacion remota, cruza una serie de pasos de montana y regiones selvaticas de una belleza inconmensurable.

IMG_20160106_105926

Gazing at the endless green landscapes of Vietnam’s central provinces.

Aquella madrugada amenazaba con lluvia en Phong Nha. Sin embargo, Martin, el viajero italiano, insistio que debiamos intentarlo. Empacamos los macutos, los cubrimos con cuatro plasticos y los atamos a las viejas motos. Titubeantes, arrancamos el motor. Al cabo de una hora estabamos de vuelta al hostal completamente chorreando. La madrugada siguiente se alzaba algo mas calmada, no teniamos muchas opciones asi que lo volvimos a intentar.

IMG_20160114_124341

Along the road, we would always find ourselves surrounded by incredible natural beauty.

Tras cruzar el primer paso de montana, las nubes se disiparon y toda amenaza de lluvia quedo atras. Por fin ibamos a recorrer esa misteriosa ruta. Todos los moteros advierten de lo remota que queda esta carretera. “Cargad con extra gasolina!”, nos advirtieron. Y asi fue, pues en la hermosa ruta, verde y cubierta de vegetacion y ruidos selvaticos, uno advierte unas tres o cuatro aldeas aisladas y sus gentes con miradas de sospecha no invitan a una estancia demasiado prolongada. Despues de unos extenuantes 300 km de asfalto, alcanzamos Khe Sanh. Cada vez estabamos mas cerca de la famosa ciudad de Hue y el paso costero de Hai Van.

IMG_20160114_144630

Road, road, road…

Advertisements

VSR – V. Nin Binh y las Cuevas de Phong Nha

Hanoi se tornó gris y lluvioso los últimos días que pasamos en ciudad. El volumen de trabajo iba disminuyendo tal y como se acercaba el año nuevo. Y aunque los vietnamitas tienen un calendario diferente al occidental, y la entrada de su tradicional año nuevo – coincidente con el Chino- tenga lugar durante las fiestas de Ted en febrero, la occidentalización de los países del sureste asiático es cada día mas perenne. Así pues, los niños de la escuela disfrutarían de un corto periodo de vacaciones.

IMG_20151225_141634

The central food market at Old Quarter, Hanoi. Awesome food, every single day.

El Old Quarter se volvió patas arriba la noche de fin de año, todos los establecimientos vendían alcohol y globos con el gas de la risa hasta las altas horas de la madrugada. Y aunque la policia se paseaba por el Biar Corner haciendo alardes como de mantener el orden y la ley, en cuestión de segundos se afanaban unos billetes de la máquina registradora y la fiesta continuaba.

IMG_20151230_111415

The railway passes right through a central busy neighborhood in Hanoi.

Dolors había comprado la Black Mamba a Dudu. Además, utilizando el capital obtenido durante las sustituciones como profesor de inglés, habíamos podido reparar ambas motocicletas y, durante el día de año nuevo, les dimos la puesta punto. De madrugada, nos alejamos de la gran ciudad tomando una ruta secundaria – que pronto derivo en terciaria, cuaternaria y, finalmente, inexistente – tal y como el viajero australiano-libanés Zane nos había indicado.

 

Así fue como nos despedimos de los puestos de deliciosa comida de la calle que frecuentábamos, cargamos los tanques de gasolina, empacamos las mochilas y nos lanzamos como lobos salvajes a recorrer el asfalto. Aquella misma tarde aterrizamos en Nin Binh.

Las rocosas paredes de Nin Binh son unas formaciones comunes en el norte de Vietnam. Las vimos crecer en mitad del Pacífico en la Bahía y las volveríamos a ver en los siguientes días en la región de Phong Nha. Además de las abruptas montañas una serie de canales bañaban la zona, y gozamos de la visita de unas cuevas a las que se accedía por un río natural.

IMG_20160112_114047

At the Paradise Cave at Phong Nha.

Los próximos días nos alejamos de la infame autovía QA-1 (arrebasada de camiones, baches, autobuses con instinto asesino) y tomamos la carretera 17 que precede a la famosa Ruta Ho Chi Minh. En el camino nos encontramos con pistas de arena y barro que implicaban mucha concentración. Y sin embargo fue en el tramo de menor dificultad en el que, despistado, giré repentinamente hacia mi izquierda y, Dolors, sin darse cuenta, se abalanzó con su Black Mamba sobre el costado de mi motocicleta y se precipitó en un instante contra el asfalto.

IMG_20160110_140247

The beautiful fields of rice next to Phong Nha village.

Por suerte, el accidente no resultó en nada más que algunas magulladuras leves y

Y, tras algún percance que otro, logramos llegar a Phong Nha, la tierra que alberga muchas de las cuevas más grandes jamás descubiertas…

VSR – III. La Carretera del Norte

Siguiendo las indicaciones de un viajero esloveno al que conocí en Hanoi, los cuatro moteros nos dirigimos desde Sa Pa a la província de Ha Giang, en busca de la carretera de Đồng Văn, ciudad que da nombre al distrito más norteño de Vietnam. Los vietnamitas llaman a este lugar el “Polo Norte de Vietnam”.

IMG_20151210_160054

The gang, resting at the beginning of the infamous Muddy Road. Heading to Ha Giang Province.

Durante esta maravillosa ruta nos ocurrieron incontables anécdotas y momentos memorables. Alcanzamos de nuevo la ciudad de Pho Rang, una pequeña población en la que ya habíamos hecho posada unos días atrás en mitad de nuestro camino hacia Sa Pa.

IMG_20151212_152558

The incredible rice field patters and the saw-shaped mountains of Tam Son.

Unos hombres se sentaron en una de las mesas del antro en el que pedimos la sopa típica de vietnam, el Pho. Ellos, sin embargo, disponían de una placa de metal ardiente en mitad de la mesa y gozaban asando al instante sus pedacitos de carne de poltro bañadas en salsa. Como parece ser la costumbre, nos invitaron a los cuatro a comer hasta hartarnos y beber. Beber eso sí. ¡Y mucho! Dudu, que se sintió muy valiente, trató de emborrachar a los seis vietnamitas obligándoles a brindar con el típico aguardiente de arroz por Vietnam, Mexico y “Tay Ba Nha”.

IMG_20151213_125152

Such an amazing day we caught in the beautiful Northern Road.

Es muy particular la forma en la que se brinda en el Sureste Asiático. Se debe tomar todo el vasito de un trago. Immediatamente después, uno debe de dar la mano a todos con los que ha realizado el brindis. Hay varias maneras de dar la mano. Se da la mano derecha, y, mientras dure el apretón de manos, la mano izquierda se sitúa encima del brazo derecho según el respeto que se tiene hacia la persona con quien te saludas. Colocar la mano izquierda encima del hombro derecho significa respeto informal, como hacia alguien que desconoces por completo pero respetas por educación. Colocar la mano izquierda encima del codo derecho significa respeto mas cercano. Se realiza entre amigos. Es probablemente el saludo post-brindis más utilizado. Finalmente, se puede colocar la mano izquierda cubriendo parcialmente la mano derecha, que es con la que se realiza el apretón de manos. Ello significa alto respeto. Se da lugar entre familiares, sobretodo de los más jóvenes hacia los más ancianos.

IMG_20151214_061945

Sunshine through the clouds, rice terrace art, flower field, and the road. The awesome crazy road.

Efectivamente, aquella noche regresamos a nuestro hospedaje hartos de carne y alcohol. La madrugada siguiente nos topamos con una de las carreteras en peor estado que conocimos en el norte. El GPS la marcaba con el sugerente nombre de “Muddy Road”…

IMG_20151211_152935

Victorious Dudu. Chicken on board!

Tras aquella fangosa experiencia, alcanzamos Viet Quang, encrucijada con la carretera de la ciudad de Ha Giang. El día que partimos de Viet Quang hicimos una breve parada en mitad del camino para visitar un mercado con paredes y fachadas al más puro estilo soviético. En su interior pudimos encontrar todo tipo de bienes: pollos, cerdos, extraños peces en barreños, cientos de variedades de verduras, carnes y frutas…

12331364_140138073019824_872857778_n

Ramon.

Y así, con un arrebato de locura, decidimos comprar un pollo. Un pollo vivo! La señora, que no podía parar de reír desde el instante en que nos vio, se dispuso a matarlo y desangrarlo. A lo que nos negamos. Lo llevaríamos con nosotros en una jaula de mimbre, a lomos de la “Black Mamba”, la moto de Dudu. Como iba a viajar con nosotros, aunque fuera breve, le pusimos nombre: Ramón. Aquella tarde, en Ha Giang, y tras pasearnos con él, una mujer se ofreció a degollarlo y prepararlo asado. Todavía hoy recordamos al valiente Ramón, que pasó a formar parte de nosotros.

IMG_20151213_100029

Crazy landscape. Just, natural beauty overload.

De noche, en Ha Giang la niebla se apoderó de la ciudad. Tuvimos la esperanza de que a la madrugada siguiente el clima mejorara, y estábamos determinados a salir. Pero fue tras unas decenas de quilometros que tuvimos que detenernos debido a la baja visibilidad. Así, pasamos una noche en la hermosa Tam Son, ciudad entre montañas.

12338775_1691241914432166_1789799897_n

Some of the funny looking mountains on the Dong Van district.

La carretera que siguió al día siguiente fue, sin duda alguna, la mejor de todas las carreteras que hayamos tomado en nuestro viaje motociclero por el Sureste Asiático. Hay carreteras hermosas, pasos de montana bellos, y increíbles tramos de asfalto que se asoman por la ladera de vertiginosos precipicios… Pero nunca hubo, en este viaje, tramo comparable el de Tam Son – Đồng Văn – Niem Son. Las imágenes hablan por si solas.

IMG_20151214_212112

The Ba Na Yen river meandering across the jungle…

Bajando las montañas de Niem Son, la “Black Mamba” sufrió un pinchazo en mitad de la nada. Aquella noche tuvimos que pasarla en casa de una amable família que se ofreció a acogernos, aunque esta vez tuvimos que donar algo por la comida y la estancia. Los siguientes días fueron un verdadero reto a lo que respecta la conducción en moto por senderos off-road.

IMG_20151215_094819

Just awesome.

Una confusión nos llevo a dar un rodeo de varios cientos de quilometros, y, al adentrarnos en la provincia de Bac Kan, a la busqueda del lago Ba Be. Un sinfín de cruces sin indicaciones nos hicieron perder el rumbo varias veces y, en uno de aquellos momentos, Carla – que viajaba en la “Matraca”, una moto semiautomática – perdió el control de su moto tras un pronunciado y inanunciado bache y terminó por caer de un puente de un metro y medio de altura aproximada.

IMG_20151217_192455

It took as a while, but we managed to find the sneaky Ba Be Lake.

Sin embargo, todo terminó en un sobresalto sin más consecuencias. ¡Carla estava bien! Solamente un poco adolorida. Incluso la Matraca seguía andando sin demasiados problemas. Evidentemente, Carla debía descansar, pero ello implicaba que nos quedabamos sin un conductor… Así que Dolors tomó la iniciativa y subio a la Black Mamba, mientras que Dudu y Carla siguieron en la Matraca.Finalmente, tras dar vueltas y vueltas, alcanzamos el lago Ba Be ya de noche. Dormimos en una casa de madera ya agotados los cuatro y visitamos el lago a la madrugada siguiente.

IMG_20151213_152714

Dusk upon the magnificient Valley of Niem Son

Tras este extraordinario periplo por las carreteras del norte de Vietnam era hora de regresar a Hanoi. Carla estaba todavía extenuada por el accidente, con lo que tomó la sabia decisión de llegar a Hanoi en el autobús mientras que Dolors (Black Mamba), Dudu (Matraca) y un servidor (Bella Lola) nos íbamos a recorrer casi 250 km del tirón para alcanzar la capital aquella misma noche.

IMG_20151213_111449

Dolors, learning to rock and ride on the Bella Lola.

Y así termina el capítulo de esta increíble aventura, conduciendo enloquecidos por el tráfico de Hanoi en la noche, sin faros – pues estos alumbraban muy poco en comparación con las esquizofrénicas luces de los anuncios y los puestos de venta de las abarrotadas calles y carreteras de la ciudad -, Dolors había tomado la iniciativa y prácticamente era imposible seguirla mientras reía como poseída y aceleraba serpenteando entre Toyotas y Land Rovers; Dudu, con los ojos achinados y llorosos de la velocidad y la humareda que rezuma de los tubos de escape de autobuses, trailers y demás gigantes de la carretera, gritaba enloquecido mientras cruzábamos a todo gas el puente de Cầu Nhật Tân, ¡ya estamos en casa!

Vietnam Sobre Ruedas – I. La “Bella Lola”

Hanoi es una ciudad de mucho bullicio. Decenas de miles de motos rugen y llenan de una grisácea humareda la atmósfera de las calles. Miles y más miles de personas recorren las calles a un ritmo frenético, los que conducen su scooter suelen ir pegados al teléfono móvil, mientras que el copiloto carga con todo tipo de bienes, des de bigas, colchones y muebles hasta cerdos de tamaños incommensurables o decenas de patos o pollos.

IMG_20151221_024101

Hanoi at night looks completely opposite of during day time. Not a single soul or motorcycle in the streets. Quite eerie indeed.

En el Old Quarter centenares de turistas se pasean mostrando sus ipods y camaras, mientras el ajetreo de la ciudad prosigue como casi ignorando a los extraños seres que se fascinan por los estantes repletos de trastos, las señoras que venden fruta en cestas de mimbre o los escaparates de exóticas especias.

IMG_20151203_174020

Vietnam on Wheels. Starring “Bella Lola”.

En seguida quedé atrapado por el espíritu de la ciudad. Llegue al Drift Backpackers, un antro de 2 dolares la noche con desayuno y cerveza incluidos, y entablé amistad con los viajeros que allá se hospedaban. Muchos dedicaban sus horas a dar clases de inglés en la ciudad por un sueldo bien interesante, y trataban de ahorrar durmiendo en aquel nido de chinches que tanto he aprendido a extrañar.

IMG_20151205_163938

Bridge over troubled water somewhere in Northern Vietnam.

Al siguiente día me dispuse a comprar una moto. Vietnam es un país conocido por lo fácil que es comprar y vender motocicletas entre los viajeros. La típica moto que uno puede adquirir por un precio entre 180-250 dolares (en Hanoi) es la Honda Win. En realidad, estas motos llevan años y años dando vueltas al país arriba y abajo cargando a lomos al viajero de turno. Des de luego, pocas deben conservar alguna de las piezas originales.

IMG_20151206_174042

The Sapa meat market. Getting a bit ahead of the story here…

Tras un par de días de andar preguntando por las calles, compré a una jóven escocesa, mi primera moto: la “Bella Lola”. Con ella comenzaría bien pronto una de las aventuras más inolvidables de mi vida.

IMG_20151206_102017-min

Carla and Dolors on their motorbikes looking awesome!

Dos días después, llegó por fin el momento que tanto ansiaba. Dolors llegaría des de Bangkok en avión y nos íbamos a reencontrar en el aeropuerto de Hanoi para emprender como siempre un viaje apasionante y repleto de maravillas.

12292749_1053814527983459_1537930506_n

A rusty old tank in the middle of the road. Spoils of war.

Fui a buscarla en la moto de un amigos, Carla y Dudu, unos mexicanos de Torreón con quien pronto partiríamos hacia las carreteras del norte de Vietnam.

P.D.: con esta entrada comienzo una serie de entradas en el blog que denominaré Vietnam Sobre Ruedas (VSR) y que trataran de los viajes y aventuras en motocicleta que vivimos los nómadas de carretera por este extraordinario país del sureste asiático durante más de dos meses.

Saludos & see you on the road!

Diarios de Motocicleta: Bohol y Panglao

Tras mi corto periplo por la hermosa isla de Palawan (a la que me prometí regresar en un futuro) llegué a la ciudad de Cebu, en el corazón de las Visayas.

Cristal clear shallow water in Panglao Island during the sunset.

Cristal clear shallow water in Panglao Island during the sunset.

Decidí tomar unos días para visitar Bohol y Panglao, dos islas unidas por dos puentes, y explorar sus arterias de asfalto a los lomos de una Honda XRM.

Riding in Bohol. Road from Sierra Bullones to Jagna.

Riding in Bohol. On the road from Sierra Bullones to Jagna.

En Panglao disfruté de las hermosas playas al oeste de la isla, mientras que de Bohol me llevo el recuerdo de las horas en mi motocicleta cargando con todo el equipaje a mis espaldas, dialogando con los autóctonos y perdiéndome en los caminos de la selva.

Big scary jellyfish captured by a phillipino friend in Panglao's white sand beach.

Big scary jellyfish captured by a phillipino friend in Panglao’s white sand beach.

Una tarde paseando por Panglao con una amiga viajera nos encontramos con una familia de la isla que pasaban el domingo de pícnic recogiendo todo tipo de almejas en la marea baja para cocinarlas al vapor. Comíamos con ellos y nos encontramos una enorme medusa de color violeta.

Bohol's rice terraces roads.

Bohol’s rice terraces roads.

Pase varias noches en un hostal para backpackers llamado la granja de los cocos. Des de allí pude recorrer los barrios y conocer a las gentes y los lugares de Panglao hasta que un buen día me levanté y tome rumbo hacia la Siquijor, la isla maldita…

Sunset in Panglao.

Sunset in Panglao. South East vibration.